You must be of legal drinking age to enter this website. Are you?

We all love beer

Un TouR por la histoRia

Hoy, una buena cerveza recorre un largo camino hasta llegar a tu mesa, pero hay un viaje todavía más largo, que lleva a los orígenes de esta bebida, hace más o menos 8 mil años, una historia tan antigua como interesante.

Curiosamente, esos caminos se mezclan porque, así como en una cervecería, durante su historia, la cerveza tuvo que pasar por varias etapas hasta convertirse en una de las bebidas más consumidas del mundo.

Para entender bien esas dos historias, vamos a comenzar desde el principio, el grano, atravesar cada una de las etapas de su desarrollo, hasta llegar hasta donde todos la disfrutamos: el vaso.

a.C. - Mesopotamia

Los granos: el origen de todo. Igual que en la Historia, este ingrediente es el que posibilitó el surgimiento de la cerveza.

a.C. - Mesopotamia

Mesopotamia

Sí. Todos los indicios señalan que la cerveza no fue creada sino descubierta. Y todo gracias a una fermentación espontánea de granos (o de masa de pan) que se habrían mojado con agua de lluvia y entrado en contacto con levaduras presentes en el ambiente, produciendo alcohol. Nacía así la primera cerveza rudimentaria, que después sería apreciada en todo el mundo.

6000 a.C - Sumeria

La malta: la base de la creación. El primer elemento que se produjo es la base para todo el resto del proceso.

6000 a.C - Sumeria

Sumeria

Aquí se encuentran los primeros registros de la fabricación de la cerveza. Se puede decir, entonces, que los sumerios aportaron la base para el aprendizaje y para las futuras producciones y el perfeccionamiento de la bebida.

1700 a.C. - Babilonia

El secado: que define las características de la cerveza. Dependiendo de la manera como se secan los granos, se producen cervezas de diferentes características. Históricamente, esa etapa definió cómo seguiría evolucionando la bebida.

1700 a.C. - Babilonia

Babilonia

La cerveza fue ocupando un lugar cada vez más importante en la cultura de las civilizaciones. En Babilonia, su influencia era tal que terminó convirtiéndose en moneda de comercialización y ocupó un lugar en la definición de castas.

1550 a.C. - Antiguo Egipto

Para la alegría y para los males también…

1550 a.C. - Antiguo Egipto

Antiguo Egipto

Llegando al Egipto Antiguo, la cerveza también pasó a tener una importancia divina. Era considerada una bebida de los dioses, literalmente, y se cree que también se la ofrecía a las personas para curar enfermedades.

100 d.C. - Imperio Romano

Un paso atrás y dos al frente.

100 d.C. - Imperio Romano

Imperio Romano

Con los romanos, la cerveza fue perdiendo lugar gradualmente con respecto al vino, que se convirtió en la bebida favorita de la época. Pero, al mismo tiempo, continuó presente dentro de los grupos de amantes de la bebida y fue conquistando nuevos territorios a medida que el Imperio se expandía.

1067 - Edad Media

Fermentación: la transformación fundamental de la cerveza. Es aquí cuando la bebida evoluciona y toma la forma que conocemos en nuestros días.

1067 - Edad Media

Edad Media

En el día a día, las mujeres eran las principales responsables por la producción de cerveza, tanto como actividad artesanal o comercial, en bares y cervecerías. Ellas eran las brewsters, algo así como “las que hacen cerveza”.

1760 - Revolución Industrial

Filtrado: mantener tan solo lo fundamental. Mientras para una receta eso significa un líquido más brillante, para la historia eso quiere decir dinamismo en la producción.

1760 - Revolución Industrial

Revolución Industrial

Y entonces vinieron las máquinas para perfeccionar los procesos y producir a gran escala. Y a eso debemos sumarle la Revolución Científica, que permitió investigar más a fondo las levaduras de la cerveza hasta que, en 1876, Louis Pasteur descubrió una variedad que permitió la creación de una cerveza leve y agradable, que rápidamente se popularizó: la Lager.

2016 - Actualidad

Embotellamiento: lista para servir. Las dos historias se encuentran en la actualidad.

2016 - Actualidad

Actualidad

Llegó el momento del vaso. La espera terminó. Después de una jornada de milenios hasta llegar al proceso actual de preparación cuidadoso, que va desde el campo a tu mesa, la cerveza puede, una vez más, hacer lo viene haciendo desde siempre: ser apreciada.

Un brindis a esa historia bellísima.